Trumfes [2016]

Sábado, Julio 9th, 2016 | Restaurantes, Resto de Catalunya

Me gusta la propuesta de Trumfes. La cocina de Pau Cascon y Àlex Molas, en Llívia, por espíritu, por raíces, cabría perfectamente bajo el epígrafe de cuina de la Cerdanya. Pero además, el sello particular de estos emprendedores, salidos de Joviat y con buen CV a sus espaldas, le otorga una personalidad distinta a la mayoría de la oferta de la zona.

Restaurant Trumfes  |  Llívia

Restaurant Trumfes | Llívia

Local agradable, sencillo, de tamaño medio, repartido en dos salas, y trato cercano, casi familiar. Carta extensa en el apartado sólido e interesante en la bodega.


Aperitivo de la casa sin sutilezas -aparentes, al menos-, en un generoso y sabroso bocado de pita de pollo al curry -dulce, no hay que asustar de entrada al personal-.

Ya sobre carta, y para compartir, la terrina de foie micuit, ligeramente braseado, en perfecta textura, contrastado con pequeños dados de gelatina de membrillo.

También a compartir, una de producto en estado puro. No siempre se requieren florituras y, desde luego, en las gambas frescas, las justas. Llegan aquí a la plancha, de tamaño medio, en buen punto y cabezas para disfrutar. No pido más.

Pita de pollo  &  Gambas

Pita de pollo & Gambas

Como principal, mi elección va a la sugerencia del chef, un lomo de rape con patatas confitadas y mayonesa de kimchi. Sin estar la carne del animalillo especialmente jugosa, la untuosidad que le da la mayonesa, además del aporte de notas ligeramente agrias y picantes, y la melosidad de unas patatas insuperables lo convierten en el plato del día. A todo esto, nótese el triunfo del kimchi en la cocina actual occidental… ¿a quién se le ocurrió importar la idea?

De las influencias del recetario coreano nos vamos al marroquí, con las costillas de cabrito rebozadas, crujientes, jugosas, con puré de berenjena y el matiz dulzón -tal vez un punto a moderar- de la salsa de miel con sésamo.

Rape  &  Costillas

Rape & Costillas

El nivel se mantiene en unos postres tan trabajados como bien resueltos. Notable alto para unas cerezas al vino con helado de leche merengada y un atrevido bizcocho a la pimienta -qué grande el punto picante, clave en el plato-.

Y la técnica al servicio de los más golosos para unas dignísimas texturas de chocolate.

Texturas de chocolate  &  Cerezas al vino

Texturas de chocolate & Cerezas al vino

En las copas, la frescura cítrica, con recuerdos a naranja y moscatel, de Auzells 2013, un variado coupage de Tomàs Cusiné (Costers del Segre) en el que las variedades (macabeo, sauvignon blanc, chardonnay, riesling, albariño) fermentan por separado.

La cuenta, de 35 euros por cabeza, me reafirma en las palabras de introducción. Hay que volver.


Post written by Daniel Muro

Tags: , , , ,

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Search

Archivos

  • Últimos comentarios