Cruix

lunes, julio 16th, 2018 | Barcelona, Restaurantes

Gastrobares, neotabernas, vermuterías gourmet… Que cada uno les llame como más le guste. Ni mucho menos todos, por supuesto, pero algunos de estos locales han adquirido hechuras de restaurante -de buen restaurante-, por mucho que su sala sea modesta en espacios y materiales nobles, y su carta tenga más formato de tapeo o de platillos a compartir que el consagrado de entrantes y principales.

Restaurant Cruix | Barcelona

Restaurant Cruix | Barcelona

Hace poco más de medio año que Cruix es uno de ellos. Y ojo, que ya avanzo que me cuesta creer lo que consiguen ofrecer por menos de 30 euros. Un ejercicio de ingeniería culinario-financiera en el que no falta la imaginación, la cuidada materia prima ni, por supuesto, el sabor. Resultado, sin duda, de la buena mano de Miquel Pardo, que ha sabido sacarle partido a su periplo por Àbac, Tickets o Gresca, entre otros.


Local típico del Eixample, estrecho, profundo, sin grandes comodidades ni amplitudes. Pero aún tienen menos la Mundana, Suculent o Montbar y siempre he salido suficientemente bien comido y atendido como para no compensarme la revisita.

Tenemos reserva y, aunque no lo parece inicialmente, en media hora nos damos cuenta que, sin ella, a pesar de ser un día entre semana, nos hubiéramos quedado fuera.

Vamos a uno de los dos menús que tienen definidos. El largo. Por 29 euros, insisto. Anchoas curadas en casa para abrir boca. Tersas, intensas, sobre consistente pan sardo y con puntos de salsa holandesa, en lo que ya es la primera pista de que aquí hay cocinero.

El escabeche casero sigue de moda. Y a la ensalada de tomates no le va nada mal.

Anchoa & Tomates

Anchoa & Tomates

Sorprenden los churros de bacalao, prestos a ser mojados en una ligera espuma de allioli. Pero más allá de la parte lúdica, la satisfacción llega principalmente por su buena textura, de exterior agradablemente crujiente. Se leerá más sobre ellos.

Convencen también las croquetas de pato Pekín. De rebozado firme -¿mezcla de panko?- y relleno con substancia, con la bechamel menos líquida que las pequeñas maravillas de pollo al curry de la barra del Coure, pero al igual que estas, con la jugosa consistencia de los trozos de carne, muy presentes. La hojita de menta también suma.

La copa de cremoso de foie, algo plana a pesar del matiz de Jack Daniels que aplican vaporizado ya con el plato en la mesa, es el que menos me llama la atención, aunque he de reconocer que las mousses de foie me saturaron ya hace un tiempo.

Churros & Croquetas

Churros & Croquetas

Muy bueno el tartar de corbina, que recibe el apelativo de mexicano -por el cilantro y el cremoso de aguacate, por ejemplo-, aunque acevichado, en la mejor de sus acepciones, también le cuadraría lo suyo.

Miquel explora con la carbonara. La panceta ibérica y la golosa yema fundida de las alcachofas de hace unos meses, cuando era temporada, ahora sirven de acertado acomodo a los espárragos.

La parte salada se cierra con la contundencia sápida del arroz de gamba al ajillo. Capa fina y fondo para nota. Señor arroz.

Tartar & Arroz

Tartar & Arroz

Curryos es el atrevido prepostre de mango del menú. Fresco, aromático… y notas picantes. No apto para todos los paladares, pero aplaudo la decisión.

El Día triste en la playa es más convencional y amable en boca, de estética y metáfora que recuerdan a la Tarta estrellada de Bottura -salvando distancias-, pero no es mal final de un menú que vale más de lo que cuesta.

Postres

Postres

Eché en falta alguna referencia más de blancos cercanos en una carta de vinos que, aún siendo un punto a potenciar, tiene cositas interesantes. El elegante Belondrade y Lurton 2016 -a buen precio, por cierto- lució su brillante acidez y la textura sedosa habitual en este gran verdejo.

Les pregunté si todos los días tenían el mismo éxito de público y me comentaron que les iba bien, que estaban en posiciones punteras de un conocido comparador de restaurantes… No dudo que eso traiga gente, pero pueden -y deben- estar mucho más orgullosos de su buena propuesta y luchar por mantenerla que de ser top-10 de ningún comparador. Si es así, yo vuelvo seguro.

Con aguas y un vino que ya supera los 30 euros en la tienda, 46 euros por cabeza.


Post written by Daniel Muro

Tags: , ,

No comments yet.

Leave a comment

*

Search

Archivos

  • Últimos comentarios